Anasayfa | 100 Cuestiones y Respuestas Sobre la Creencia

¿Cuál es la importancia de los Libros Sagrados?


Podemos detallar la importancia de los libros sagrados de la siguiente forma:

1 - Al-lah tiene una generosidad sin límites. Él ofrece abundantes dones y gracias. Él tiene infinitas bendiciones y numerosas mesas. Concede a los hombres muchos órganos y sentimientos. El otorga bendiciones a cada órgano y coloca mesas para cada sentimiento. Así por ejemplo, Él creó el sol para los ojos, el aire para los pulmones y la comida para el estómago. Al igual que los órganos materiales del hombre, su mente, corazón y consciencia necesitan mesas, comida o remedios. El envió los libros divinos que son remedios y mesas espirituales para ellos. Estos libros desarrollaron y mejoraron los espíritus y dieron luz y dirección a las mentes y felicidad a la vida.

2 - Uno de los atributos de Al-lah es el atributo del habla. Al-lah es el Eterno Hablador. La bendición del entendimiento y la facultad del habla fueron dados a los seres humanos de entre las criaturas. El hombre recibió así la manifestation del atributo del habla.

Donde hay una mente, hay también "obligaciones" y "responsabilidades". Donde hay un habla, se necesita un interlocutor. Dado que el hombre ha recibido una mente, él será informado de su responsabilidades y sus obligaciones. Y dado que él ha recibido el habla, se le dirá por qué nació y ante quién es responsable. Así, el hecho de que el hombre haya recibido la mente y la facultad de hablar hace necesario que se le envíen los libros divinos.

3 - Todos los sentidos del hombre son condicionales y limitados. Él no puede ver a kilometros de distancia con el ojo desnudo. Tampoco puede oír los sonidos ni oler los olores y fragancias a gran distancia. Al igual que estos sentidos, la mente del hombre y las facultades de percepción son también condicionales y limitadas. Esto quiere decir que la mente no puede conocer las cosas gaib (de lo oculto). Ella no puede descodificar los secretos y realidades que afectan al hombre. En otras palabras, la mente puede encontrar a su Señor por medio de los juicios o el razonamiento. Sin embargo, no puede comprender por qué su Señor la creó. Él hombre necesita reunir mucho conocimiento sobre el gaib y las realidades tales como los fundamentos de la creencia, la vía de la servidumbre, las cualidades y propiedades de la adoración, la vida eterna, la existencia del Paraíso y el Infierno y los nombres y atributos de Al-lah. La humanidad necesita profetas y libros divinos con el fin de aprender de ellos, llevar a cabo sus obligaciones y cumplir con sus responsabilidades. Por lo tanto, Al-lah envió profetas como guías y maestros a la humanidad y envió también libros divinos.

4 - El hombre tiene un nafs (alma). Ella tiene deseos y concupiscencia. El hombre tiene objetivos ilimitados, ambiciones y orgullo, enfado y furia, indignación y reacciones. Él está abierto a las influencias del Diablo. El nafs le tienta continuamente para que lleve a cabo malas acciones. El Diablo intenta también que realice malos actos. Si el hombre se vuelve hacia el diablo, su destrucción se convertirá en algo terrible y el daño que cause será aterrador. Él podría arruinar o destruir un país.

Por estas razones, existe la necesidad de que los profetas muestren el camino recto y que los libros divinos enseñen a los hombres la verdad y la realidad. Al-lah envió libros para equilibrar las caídas y los ascensos y para guiar a los hombres al camino recto y en la buena dirección.

5 - La disposición y consciencia del hombre buscan a su Señor y quieren conocer a su Amo y Maestro. Ellos quieren hallar respuestas a cuestiones como: "¿De dónde vengo? ¿Por qué fui creado? ¿Cuáles son mis tareas y obligaciones en este mundo?”

Son los profetas los que pueden dar respuestas a estas preguntas. Y son los profetas los que descubren el secreto de la creación del universo y dan respuesta al enigma de la creación del hombre. Las guías de estos profetas son los libros divinos. Al-lah dio los libros a los profetas, explicó a la gente el misterio de este mundo a través de ellos y respondió del mismo modo a las cuestiones acerca de la creación.

Share this